Caracas, Miércoles, 23 de abril de 2014

Sección: Política

ENVIAR A UN AMIGO  |  ENVIAR AL DIRECTOR

Magnicidios y sublevaciones

Guillermo A. Zurga,

Miércoles, 17 de junio de 2009

Es bastante conocida la gran comedia del magnicidio, supuestamente en contra del presidente de la república, que escenifica frecuentemente el gobierno. En los momentos de crisis política que conllevan a la perdida de popularidad del presidente, inventan alguna que otra intentona de magnicidio, como para advertir a la oposición que están atentos a esta posibilidad, y castigarán con todo el peso de la ley, cualquier intentona de esta naturaleza.

En estos larguísimos 10 años de gobierno chavista, se ha producido una veintena de denuncias de magnicidio, todas ellas mal montadas y pesimamente escenificadas, que las mismas empiezan a no ser creídas por la sociedad venezolana, hasta un punto que se mofa abierta y descaradamente de los funcionarios que las denuncian.

Lo más extraño y patético de estos montajes, es el hecho de que jamás presentan, acusan y/o encarcelan a los conspiradores que supuestamente pretenden asesinar al presidente. Es decir, pareciera ser que son puras suposiciones, o montajes chimbos, sin pruebas ni argumentos sólidos, razón por lo que las denuncias nunca prosperan o pasan de ser un simple chisme o trapo rojo.

Ante estas frecuentes denuncias de supuestos planes de magnicidios, contra el presidente de la república, vale la pena preguntarse: ¿Por qué será que tanta gente desea matar al presidente? ¿Si el presidente es tan negligente gobernando, por qué será que estos aspirantes a magnicidas no utilizan los mecanismos democráticos para sacarlo del poder? Las razones por las que los gobernantes corren el riesgo de ser amenazados a muerte por sus opositores, se debe a la forma despótica como éstos gobiernan a sus respectivos pueblos, ya que por lo general, estos son funcionarios desmedidamente ambiciosos, que hacen todo lo posible por permanecer en el poder, a cualquier costo, tal es el caso del presidente Hugo Chávez.

Cuando un buen gobernante o líder popular es asesinado, tal fue el caso del presidente John F. Kennedy, o el de Mahatma Gandhi, o el de Martin Luther King, o el intento de magnicidio en contra del Papa Juan Pablo II, generalmente se hace por fanatismo político, religioso, racial, o por la defensa de intereses oscuros de parte de mafias y grupos ultra radicales. Estas situaciones parecieran no estar presentes en el caso de los supuestos intentos de magnicidio en contra del presidente Hugo Chávez.

Es posible que existan personas u organizaciones nacionales e internacionales que le tengan animadversión al presidente Hugo Chávez. Tal es su personalidad conflictiva, donde: las provocaciones, intolerancia, abusos de poder, bravuconadas, amenazas, ofensas e insultos que ha protagonizado el presidente, hacia otras personas, son tan frecuentes, que seguramente alguno de estos personajes se han sentido vejados o ultrajados, razón por lo que no es de extrañar que alguno de ellos se podría haber convertido en su enemigo a muerte.

De todos los gobiernos venezolanos que he conocido, quizás el actual sea el más totalitario, tiránico, desastroso, ineficiente, corrupto, dispendioso, irreflexivo, inepto, destructor, y pendenciero; como para que se justifique una sublevación masiva en su contra.

A pesar de ello, la oposición política venezolana ha actuado pacíficamente, no ha caído en provocaciones, y ha insistido permanentemente en negar su intensión de sublevarse por medio de la violencia. Además, ha esperado pacientemente vencer constitucionalmente al gobierno actual, en una confrontación ideológica y electoral por medio del voto libre y transparente.

No obstante, el gobierno chavista, se cierra cada día mas a que se produzca una salida electoral y pacifica a la crisis política, social y económica que se ha generado desde que este gobierno tomo el poder. Poco a poco ha ido acorralando con trampas y manipulaciones a la sociedad civil, reduciéndole sus derechos y libertades, dejándole muy pocos espacios democráticos y un estrecho radio de acción, violando reiteradamente a la constitución y las leyes de la república, cuantas veces se le antoja.

Es tanto el daño físico, económico y moral que ha hecho este gobierno a: organizaciones gubernamentales, ONG, empresas privadas, personas naturales, y al país mismo, que por ese conocido principio de “acción y reacción”, no es de extrañar que haya millones de personas que deseen salir físicamente del presidente y derrocar por la violencia a su gobierno.

No obstante, en mi opinión, las mayorías pensamos que esa salida no es la ideal, ya que estas mayorías preferirían que los delincuentes y corruptos del gobierno, paguen con cárcel por sus crímenes de lesa humanidad, traición a la patria, ineptitudes, fraudes, despilfarros del tesoro nacional y reiteradas violaciones a las leyes y a la constitución de la república.

Ante un escenario tan restringido para una nación genuinamente democrática, no es de extrañar, que surjan organizaciones, grupos o personas radicales que intenten tomar el poder por la fuerza; y aún cuando estoy en total desacuerdo con esa forma de actuar, los entiendo y en cierta forma los justifico. Lamentablemente, las tiranías siempre terminan en forma violenta o trágica, y este gobierno se parece cada día más a una tiranía, qué a un gobierno democrático, digno de consideración y de respeto.

Por lo tanto, causa extrañeza, que este gobierno totalitario y tiránico, chille como los cochinos, cuando graba ilícitamente alguna conversación telefónica que trate sobre el tema del magnicidio y la sublevación, cuando con sus acciones y actuaciones ilegítimas y forajidas están haciendo todo lo posible por provocarlas. Afortunadamente, la oposición sensata y democrática, no cae en esas trampas.

En conclusión, en este tema de magnicidios y sublevaciones, caben los siguientes refranes: a) Quien no la debe no la teme, b) El que a hierro mata a hierro muere, c) Lo que es bueno para la pava es bueno para el pavo, d) En guerra avisada no mueren soldados, e) Cuando los que mandan pierden la vergüenza, los que obedecen pierden el respeto, f) Quien siembra vientos recoge tempestades, g) Quien no oye consejo, no llega a viejo, h) Piensa el ladrón que todos son de su condición. Fin.

gzurga74@gmail.com

ANALITICA.COM no se hace responsable por las declaraciones y conceptos emitidos en los artículos de opinión publicados en nuestro sitio Web, los cuales son de la exclusiva responsabilidad de sus autores


Nacionales


 
9 detenidos en allanamientos en Chacao

9 detenidos en allanamientos en Chacao

 
Próxima reunión entre el Gobierno y la MUD será este jueves

Próxima reunión entre el Gobierno y la MUD será este jueves

 
Explotó un niple en la UCV

Explotó un niple en la UCV

 


Sociedad


 

Gabo

 

Paciencia agotada

 

El 11 de abril y la batalla de las ideas

 

blog comments powered by Disqus

 
Sobre Autor